Home / Otras noticias / Firmeza

Firmeza

Firmeza es:

  • Estabilidad, fortaleza.
  • Entereza, constancia.
  • Que es inalterable o definitivo.
  • Ser positivo y seguro de uno mismo.
  • Saber que mereces respeto.
  • Que es seguro o no manifiesta duda.
  • Que es duro o consistente.
  • Que es estable y seguro, no se mueve y difícilmente puede caerse.
  • Tener conciencia de que eres una persona digna creada por Dios.
  • Tienes tus propios dones especiales. Sólo tú posees esa combinación única de cualidades.
  • Expresar tus propias ideas, opiniones y talentos. Usas los dones que Dios te dio.

Cuando eres firme dices la verdad sobre lo que es justo. No marchas tras algún otro: piensas por ti mismo. Si alguien trata de lastimarte, conducirte a problemas o influir sobre ti para que hagas algo incorrecto, tú te proteges. Demuestras tener fuerza para no permitir que otros te perjudiquen o influyan sobre ti de un modo negativo.

Una persona sin firmeza:

  1. Sería pasiva. Dejaría que cualquiera la mandara. Sin firmeza sólo reaccionaría como los demás esperan que reaccione. Serían otros los que le dirían qué hacer y qué pensar. No se detendría a averiguar qué quiere, necesita o piensa.
  2. Permitiría que otros le hicieran daño o le metieran en problemas. No podría establecer límites para mantenerse fuera de peligro. El problema de ser demasiado pasivo es que su manera especial de ser y de pensar quedaría sin ser expresada, con lo que el mundo sería un lugar más pobre.
  3. Podría ser demasiado agresivo. Trataría de dominar a los otros, de atacarlos o herirlos. Se sentirías mal consigo mismo.

Cuando eres firme los demás te respetan. Además de ofrecer tus verdaderas ideas y sentimientos, te proteges de las cosas que pueden perjudicarte. Cuando eres firme, tú mismo decides lo que harás, por tus propios motivos. Dios te hizo como eres para que desempeñes un papel especial en el mundo. Así como en una orquesta se necesita de cada instrumento para hacer una bella música, de la misma manera tu parte es necesaria en la canción de la vida.

Para ser firme debes recordar lo valioso que eres. Defiende lo que consideres correcto. No permitas que otros te traten injustamente. Pon límites a los demás haciéndoles saber a qué estás dispuesto y a qué no. Escúchate a ti mismo y decide por tu cuenta.

Cuando tienes una idea, la expresas, aunque te sientas intimidado. Eres tu propio líder. Ser firme no significa que lo demines todo ni que te salgas siempre con la tuya. Significa que, cuando alguien te pregunta lo que piensas o cómo te sientes, no te limitas a decirles lo que quieren oír. Con honestidad y tacto, les dices la verdad tal como la entiendes.

Cuando alguien te sugiere algo que te intranquiliza, que podría perjudicarte o acarrearte problemas, te detienes a pensar. Les dices que no lo harás. No permitas que otros te intimiden ni te lastimen. Buscas ayuda cuando es necesario. También evitas ser agresivo. No necesitas lastimar a otros ni imponer tu voluntad para sentirte importante. Hay que ser firme, pero NO dominante.

Recuerda que eres una combinación única.

El creador te quiere aquí como bendición para el mundo.

About admin

Check Also

¿CUANTA SAL ESTAS COMIENDO?

Comer demasiados alimentos salados puede crear todo tipo de problemas de salud, incluyendo la presión …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *